Brasil reportó en 2015 cerca de 2.975 casos sospechosos de microcefalia en bebés, que pueden haber sido causados por infección por el virus Zika, según han informado las autoridades.

El virus zika corre por las picaduras de mosquitos, por lo general solo causa una reacción leve en los niños y adultos, incluyendo síntomas tales como picazón sarpullido, fiebre y conjuntivitis.

Sin embargo, el país ha enfrentado un incremento brusco y repentino de casos de microcefalia entre 2014 y 2015 al aumentar el número de casos de 200 a casi 3 mil , una condición en la que un bebé nace con un cráneo más pequeño de lo normal, y puede conducir a problemas de salud cognitivos y otros.

Y es que de acuerdo a información los médicos en el estado nororiental de Pernambuco comenzaron a hacer una conexión entre el aumento inusual de casos de microcefalia con el virus Zika hace unos meses, ya que varias de las madres de los bebés habían sido infectados con el virus Zika en las primeras etapas del embarazo.

El enlace sospechoso fue confirmado más tarde por la Fundación Oswaldo Cruz, una institución de investigación gubernamental que estudia enfermedades infecciosas. Rastros de virus Zika fueron encontrados en el líquido amniótico de las mujeres que estaban embarazadas con bebés con microcefalia.

Según el Ministerio de Salud, hay casos sospechosos de microcefalia en 656 municipios de 20 de los 27 estados de Brasil.

Fuente Agencias/Xinhua/fcf Foto: Archivo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here