Desarrollos de científicos del Instituto Politécnico Nacional (IPN) como las Píldoras de Durazno y el Omega 3, entre otros, se venderán en Houston, Texas, toda vez que el mercado estadunidense ha descubierto la calidad de los mismos y ha crecido su demanda en esa región.

Gabriela Gutiérrez, directora de Polisalud, empresa nacida de la incubadora de negocios del IPN, y que comercializa dichos desarrollos, destacó en un comunicado la alta demanda que existe en Estados Unidos por estas innovaciones.

Por ejemplo, dijo, el Omega 3 que desarrollaron científicos del IPN, tiene más sustancia y efectividad para reducir triglicéridos o grasa en la sangre, que cualquiera que la gente puede adquirir comercialmente.

La NASA, destacó Gutiérrez, solicitó lotes de la llamada “Píldora de durazno”, que los astronautas pueden ponerse debajo de la lengua por la falta de gravedad, y nutrirse sanamente, pues tiene todas las propiedades de un durazno normal e incluso más.

Dijo que el llamado “Alimento del Futuro”, que es una combinación de vegetales naturales incluido el nopal y que sirve para bajar de peso, es una innovación cuya demanda va en aumento.

Este producto lo desarrolló el científico mexicano Dimas Jiménez, quien tiene 10 patentes en el país y que apoyará la introducción de los productos en Estados Unidos, destacó.

Polisalud cuenta con cinco sucursales en el Valle de México y las visitas a su sitio web se han incrementado en los últimos meses de parte no solo de nacionales, sino desde Estados Unidos, por lo que internacionalizarán las 35 innovaciones de la empresa y con ello generar mayores apoyos al desarrollo científico en México, resaltó Gutiérrez.

Fuente: Notimex/cna

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here