A 25 años de la muerte del cantautor mexicano Francisco Gabilondo Soler «Cri-Cri», varios de sus temas reconocidos a nivel mundial serán traducidos a lenguas indígenas, informó su hijo Tiburcio Gabilondo.

Es un proyecto que la compañía Gabsol, dirigida por él, inició a principios de este año, pero será en 2016 cuando quede concretado a fin de llegar a otros públicos y que el mensaje sea mejor comprendido.

Las emblemáticas canciones serán traducidas al náhuatl, maya, mixteco, zapoteco y tzotzil. Purépecha no, por el momento.

«Existe una población mexicana que necesita tener más acceso a ‘Cri-Cri’ y el trabajo nunca se acaba. Nos retrasamos porque a veces no encuentras el eco necesario y no se puede culpar a la administración pública del Conaculta porque son muchos los proyectos que ellos tienen que calificar, pero ojalá ahora sí sea posible», comentó a Notimex.

Otro plan para 2016 es el lanzamiento de una serie de historietas escritas por Francisco Gabilondo Soler, titulada «Aventuras del grillito cantor», en las que a través del formato de cómic se narra la historia de «La patita», «El ratón vaquero» y «El conejo Blas», entre otros personajes.

«Digamos que es la precuela de la canción. Para lograr las historietas, se redibujaron a los personajes. El guión original fue respetado y se lo vamos a presentar a la gente para que descubra nuevas cosas», indicó.

El reto es grande, dijo, porque no solamente tienes que presentarle a la gente aquello que le pasó inadvertido, sino a las nuevas generaciones que no conocen el material. Pensamos llevarlo no sólo a América Latina, sino a otros países e idiomas».

En México, el cómic se distribuirá en librerías y se podrá conseguir a través de la página oficial de ‘Cri-Cri’ en Internet.

A principios de año estarán listos los dos primeros títulos de un total de 12, y cada uno tendrá un costo de 200 pesos. Algunos se llaman: «La patita», «La cacería», «El burrito», «El ratón vaquero», «La historia de bombón primero», «El marinero», «Cochinitos dormilones» y «Brujas».

«En los primeros siete años de la muerte de mi padre, se descubrieron muchas cosas de ‘Cri-Cri’, lo que resta ahora es permitir que el público vaya redescubriendo otros detalles en la medida que le vayamos haciendo la oferta de nuevos materiales», apuntó.

Los temas de ‘Cri-Cri’ recién se grabaron en japonés y hace poco un músico alemán los tradujo en danés y ofreció un pequeño concierto.

«Ya nos pusimos en contacto con él a través de la embajada de Copenhague para ver qué otro material le podemos proporcionar», concluyó.

Fuente: Notimex/cna

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here